«Peinando la muñeca»

(audio disponible al final del artículo) En mi primer tiempo de liceo, El Cantar de Mio Cid me tenía hasta la coronilla, pude estudiarlo solamente porque soñaba con Sofia Loren. Tantos homenajes para un temible sicario que se vendía a moros y cristianos. La edad y el piojo me tienen complicado…y sufro…
Me pregunto indignado, perplejo, cuando vamos a entender que el Imperio es muy muy recontra poderoso; su esquizofrenia es tan cuerda, que no te das cuenta de que lo tienes sentado entrañable a tu mesa. Yo entiendo que es necesario que la enseñanza tiene que ser un todo que involucre el origen y el hacer del humano en el planeta…Y antes de él también.

Por ahí puedo entender que le den como caja al cantar de gesta Mio Cid… Políticamente, me interesa saber de los tiempos en que los árabes, viniendo del norte de África gobernaran el sur de España por más de 8 siglos. Y que, por la imposición del vivir y ser de los invasores, podamos entender la importancia de la cifra cero, del algebra. Y que el adobe es el adobe y la alcantarilla la alcantarilla, la naranja naranja y los azahares enamoran… Hasta el alcohol y las alforjas venían del norte de África, de Siria.
Que la mayoría de los chilenos seamos de pelo negro, más bien bajos de estatura, no viene viajando solamente por nuestros propios oriundos o conquistadores. Queremos ser soberanos sin saber lo que somos, sin saber lo que hemos hecho para construir nuestra propia identidad. Por eso no entiendo, como no se estudia, no se profundiza, no se discute, analiza, el Canto General de Pablo Neruda… Porque el estudiante chileno no podría conocer y analizar lo que sucedió en la escuela Santa María, en Iquique; el material didáctico es extraordinario. Luis Advis, autor de la obra, Marcelo Romo, Héctor Duvauchelle, Roberto Parada que fueron los relatores… y la música magistral del Quilapayún.
O no saber, conocer las causas, del asesinato del General de Ejército, Rene Schneider…O conocer también, indagar, porque el asesinato del fundador del partido político de derecha, Unión Democrática Independiente, Jaime Guzmán… He visto la película Avatar 16 veces; sueño con el arte de James Cameron, me despierto y veo que las 40 Medidas del Programa de Gobierno de la Unidad Popular, son materia de estudio y análisis obligatorio, para cualquiera Casa de Estudios Superiores.
El anticomunismo de hoy no se desparrama, se desliza organizado por pilastrerias neoliberales. Este anticomunismo se expresa agresivo, provocador, arrogante, vengativo, ladrón, poderoso, ignorante, expresándose cada vez más a través del resurgimiento del fascismo en el mundo entero. Hoy más que nunca, se arrastra, se camufla, confunde, desclasa, atrae.

No hay que olvidar nunca, que el fascismo es la garra ponzoñosa del riquerio imperial, empresarial, que irrumpe criminal, arrollador cuando su hegemonía está en peligro y arriesga perder sus privilegios. Y esto es terriblemente horroroso. Imagínense que la humanidad tiene que legislar que el holocausto fue un genocidio. Lo negaban; 6 millones de judíos se fueron a vivir a otro lado… A mí me tinca que los 16 mil chilenos que no se ven, andan por el mismo lado…
Seguro que se encuentran con los 20 mil argentinos ausentes… El Imperio Otomano, hoy Turquía, dominado por un nacionalismo obceco, utilizando la costumbre de la sangre derramada en la primera guerra mundial, deporto y asesino a dos millones de armenios… Todos los que no se ven podríamos hacer un país bonito… Los criminales que enlodan los conceptos me dan miedo. Muy sueltos de cuerpo dicen que “condenan todo tipo de violencia” Me hacen dudar del sentido común de la humanidad entera y del mío propio…

¿Qué es sentido común? Yo diría que es poner en práctica las vivencias, las enseñanzas, la madurez, el conocimiento que hemos adquirido haciendo caminos, sin perder la humildad, la honestidad, la lealtad, la solidaridad; al contrario, desarrollarla para que todos gocen el milagro de vivir dignamente. Yo no soy partidario de hacer hartos sindicatos diferentes…Como que si el hambre tuviera orígenes diferentes. El ladrón Capitán General no clausuro los sindicatos, les quito sus vestiduras legislativas y gracias a José Piñera, hermano de Sebastián Piñera, se implanto un plan laboral orientado a una economía de mercado que hacía invisible las verdaderas necesidades del trabajador. Cuando veo tantos políticos independientes en enfrentamiento de clases, no puedo entender que han hecho las instituciones de clase, los partidos, los movimientos para fortalecer fuerza propia.
Tendrán los Independientes algún otro vínculo con esa clase social que tiene hambre, que quiere conocimientos, salud… Como apareció tanto independiente joven o viejo… Son más de 104 años que la clase trabajadora se viene organizando, me preocupa que no hayan podido identificarse, empaparse con ninguna idea, pensamiento, preocupación.

No le encuentro ninguna democracia a esta realidad que en vez de unirnos nos debilita… Mientras más practicamos la democracia más desnutridos quedamos. En política es imprescindible la identificación del enemigo inmediato, su característica, su debilidad, su cercanía a nuestras cercanías… El enemigo se transforma, se muta…pero siempre es solamente uno, es el que nos explota, los dueños del capital. Y ese enemigo sabio, pone en primera línea sus peones…: La ignorancia, las frustraciones, las ambiciones, los sicarios, la pobreza de espíritu, los baratos, los que están en liquidación, la inmoralidad, la corrupción, el crimen, el hambre.

Nos falta más Cubas. Mas Ho Chi Min, más Gladys, más Don Lucho. Anteriormente hablaba del anticomunismo. Este ha sido una plaga muy re grande…El enemigo nos desmembró como quien hace atados de perejil. Y eso ofende. Si no hubiera existido la Unión Soviética, China, Vietnam, Cuba, Laos, Corea del Norte y porque no decir Rusia estaríamos “peinando la muñeca” Y todo radica en que al Sr. Marx y al Sr. Engels, denunciaran la forma de como el riquerio explotaba a la clase trabajadora a través de comprar su fuerza de trabajo. Hay días que me siento más solo que “pan que no se vende” …
Tanta propaganda al trigo, al leudar y ahí quedo en un rincón… Me harán pan molido, me iré pa´ los chanchos…no sé. Pero me siento solo. Los Comunistas chilenos no andan solos, tienen que ser dos para discutir el problema, el desafío, el hacer… Entre más, pero no tanto tampoco, más posibilidades se tienen de buscar, construir y aplicar los ajustes.
La disciplina, la organización, el intelecto, el saber, la dignidad y moral, la lealtad a nuestros valores y principios son las herramientas que tenemos para incrustar la sonrisa en las nuevas generaciones. Entre más desarrollados más sabremos reír. Ese reír en la humanidad, del buen bienestar, se consigue cuando todos gocemos de los beneficios que otorga el trabajo en un centro de producción cualquiera. Ese bienestar se regula de acuerdo con la necesidad y capacidad de cada uno.

Saben ustedes lo que implica esta graciecita que persiguen los comunistas chilenos. Que las 10 familias más ricas de Chile no lo serán nunca más… Todos los medios de producción que han sido robados se expropian y pasan a manos del Estado, que dejara de ser subsidiario. Se pueden imaginar la cantidad de familias y empresas que giran alrededor de esas 10 familias fácticas y que salen más mojados que estudiante montado con Baquedano… Miles de familias que no mamaran más a costa del sudor ajeno. Y esos mamones tienen a su servicio miles y miles, millones, que son capases de vender a su propia madre antes de perder privilegios.
Entre más democracia por ellos entendida, más hambre tiene el pueblo. Sabrán esta ecuación… Con poncho mapuche y guitarra en mano no te hace revolucionario, chantarse una boina como me la chante yo, tampoco. Solo no se puede ser exterminador de la miseria. El desafío es enorme…vivimos todos los días la melodía del presidente heroico… “Que más temprano que tarde, se abrirán las grandes alamedas.”

Alejandro Fischer Alquinta.


Descargar audio
Comparte en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

También te podría gustar...